.
14 de agosto de 2020, 17:08:28
DOMA Y EQUITACIÓN

Doma y Equitación


Cómo buscar la cadencia del trote por Arthur Kottas

Diferencia entre ritmo y cadencia

Por Arthur Kottas

Ante todo, hay que distinguir entre ritmo y cadencia, no son lo mismo. El ritmo está relacionado con la regularidad, pero la regularidad en sí puede ser buena o mala. Por ejemplo, un caballo que trota con trancos rígidos y dejando los pies fuera, pero lo hace con regularidad, se mueve rítmicamente, pero no deja de ser un trote pobre. Leer más…


El ritmo es correcto cuando el caballo se mueve con facilidad, en una posición estable yequilibrada, y está activo y relajado al mismo tiempo. El caballo está a gusto y trabajacon ganas; el jinete está relajado, estable y puede trabajar sin cansarse.

Aun asumiendo que el ritmo básico sea bueno, cada caballo tiene su propio ritmoal trote, lo difícil es encontrar la cadencia correcta. Para hacerlo, primero hay queencontrar la mejor posición para el caballo: más o menos en la mano, el cuello más omenos elevado, el grado de incurvación controlada en los círculos…

El jinete debe tener la sensibilidad de saber elegir el equilibrio que le da a su caballo.Empieza con un mínimo de impulsión y sigue con la relajación esencial del trote.Cuando el caballo esté en la mano y relajado, progresivamente puedes ir pidiendomás impulsión. Si el caballo se pone tenso o se desequilibra, significa que le estáspidiendo demasiado. Entonces hay que pedir menos, para encontrar el grado justode impulsión con el cual el caballo se mantiene equilibrado y relajado.

Cuando el caballo está a gusto y no altera nada de su equilibrio, su impulsión osu puesta en mano en los círculos y cambios de mano, ya sea al trote sentado o levantado, habrás encontrado la cadencia adecuada para tu caballo.

Puedes comprobarlo al reducir el efecto de la mano y de la pierna. El caballo debe ser capaz de sostenerse a sí mismo al trotesin la ayuda de la mano.

Ejercicios para mejorar la calidad del trote

Sesión tras sesión, el caballo irá desarrollando su ritmo, la amplitud de sus trancosy la flexibilidad del dorso. Hay que prestar mucha atención al trabajo en círculos,vueltas, esquinas, y los cambios de incurvación en las serpentinas. La “filosofía” subyacentey el modo de proceder se han descrito en el artículo sobre El Paso (Cómo mejorar el paso).

Espalda adentro y apoyos deben ejecutarse con tacto, de manera correcta, rítmicay relajada. Los ejercicios deben ser variados: la cabeza al muro (travers), el renvers(grupa al muro), la espalda adentro y los apoyos son ejercicios inmejorables paraconfirmar y desarrollar el trote hacia la reunión. Agrandar y disminuir círculos tambiénes muy eficaz.

El trote en el campo

No dudes en trabajar el trote en el campo, en buen terreno llano o ligeramente ondulado. Debes estar muy atento. Mantener el caballo en la mano, con una posicióndel cuello correcta, y en equilibrio. Observa la regularidad del trote y el grado derelajación del caballo. Si el caballo mantiene el equilibrio y el ritmo, deja que estire elcuello hacia delante y hacia abajo con riendas largas.

Al montar en el campo, mucha gente permanece a trote sentado demasiado tiempo, ¡un grave error! El jinete se cansa y el dorso del caballo sufre demasiado sinrazón. El trote levantado alivia el dorso del caballo y permite que amplíe los trancos.El jinete queda en equilibrio sobre los estribos, con la parte superior del cuerpo máso menos inclinada hacia delante según el ritmo del trote, y las manos permanecenquietas, suavemente junto a la cruz.

Las zonas que deben estar relajadas en el trote sentado.

Otro error común es trotar demasiado rápido, demasiado tiempo. Un caballogeneroso acabará hundiendo el dorso y puede arruinar sus corvejones o dañar lasarticulaciones. Aquí nuevamente, hay que encontrar el ritmo adecuado. Se puedetrotar con un tranco algo más amplio y más energía, pero siempre, repito, siempreen equilibrio y trabajando a través del dorso, desde unos posteriores activos, hacia laboca del caballo y volviendo hacia la mano del jinete.

Ampliar los trancos hasta llegar al alargamiento del trote

Al trabajar las transiciones paso/trote/parada, paso/trote/paso y trote/galope/trotese puede intentar alargar y acortar el tranco del caballo. Hay que vigilar que elcaballo mantenga el ritmo al acortar o ampliar el tranco: las irregularidades en elritmo afectarán la amplitud deseada de los trancos.

El trote largo es el resultado de la impulsión acumulada en la reunión. Sin necesidad de empujarlo, el caballo lanza las manos hacia delante; su alargamiento se iniciadesde las espaldasy acaba en la lumbre del casco, manteniendo el dorso flexible.Remete sus posteriores con fuerza debajo de la masa, y los levanta claramente delsuelo. La amplitud del tranco, la soltura, el equilibrio y el ritmo definen un bonitoalargamiento al trote.

La tensión, la precipitación, el alargamiento desigual y la pérdida de equilibriocayendo sobre las espaldas no son muestras del mejor sistema, sino más bien representan formas de resistencia.

El alargamiento completo del trote se logra enseñando al caballo a alargar progresivamente. Se debe proceder como sigue:

  • Claramente hay que pedir más reunión y un trote más enérgico, proyectadohacia delante, en círculo, o una espalda adentro sobre el círculo, y/o sobre el ladomenor de la pista.
  • Hay que obtener más impulsión, con mayor amplitud (cubriendo más terreno)pero sin aumentar la velocidad.
  • En los trancos previos al trote largo, las manos deben permanecer muy quietaspero mantener al caballo en la mano.
  • Endereza y coloca las espaldas del caballo a la entrada de la diagonal o del ladomayor de la pista.
  • Lleva el contacto (mano/boca del caballo) hacia delante y hacia abajo y permiteque alargue la línea superior.
  • Empuja con el abdomen, las nalgas y los riñones, sin hacer prácticamente nadacon las piernas.

Texto y Fotos: La Equitación de Arthur Kottas editado por Grupo Lettera, S.L.

Galopedigital.es.  Todos los derechos reservados.  ®2020   |  galopedigital.es